Hechos religiosos

Schopenhauer

                        Capítulo 78.- Schopenhauer (1788-1861)

 

            Adversario del idealismo en su aspecto de racionalismo optimista,Arturo Schopenhauer comparte con él el espíritu romántico y la aspiración a lo infinito.Nació en Danzig el 22.2.1788.Su padre era banquero,y su madre,Juana,una conocida escritora de novelas;pero el ambiente familiar no fue muy feliz ni cordial;su padre probablemente se suicidó,y su madre no se preocupó excesivamente del hijo,que vivió insaciable en sus apetitos.Viajó en su juventud por Francia e Inglaterra,y después de la muerte de su padre,que quería dedicarle al comercio,frecuentó la universidad de Götingen,donde tuvo como profesor al escéptico Schulze.En su formación influyeron las doctrinas de Platón y Kant,al que Schopenhauer consideraba el filósofo más original y valioso de la historia del pensamiento.En 1811,en Berlín,siguió las lecciones de Fichte;y en 1813 se graduó en Jena con su tesis La cuádrupe raíz del principio de razón suficiente.De 1814 a 1818 vivió en Dresde,dedicado a escribir Sobre la vista y los colores (1816),en defensa de las doctrinas científicas de Göthe,del que había sido amigo en Weimar;y El mundo como voluntad y representación (1819).Tras un viaje a Roma y Nápoles ingresó en 1820,como docente libre (Privatdozent),en la universidad de Berlín,donde enseñó hasta 1832 sin entusiasmo y sin éxito,pues tuvo que competir con Hegel.Entre 1822 y 1825 fue de nuevo a Italia.La epidemia de cólera de 1831 le obligó a abandonar Berlín,estableciéndose en Francfurt am Main,donde permaneció hasta su muerte,el 21.9.1861.En 1836 había publicado La voluntad en la naturaleza,y en 1841 Los dos problemas fundamentales de la ética.Su última obra,Parerga y paralipómena (1851) es un conjunto de ensayos,que contribuyeron a difundir su filosofía;y comprenden,entre otros,La filosofía de la universidad,Aforismos sobre la filosofía de la vida y Pensamientos sobre asuntos diversos.Escribió también Fundamento de la moral y Sobre la libertad humana

            Su obra no alcanzó éxito inmediato,y tuvo que esperar más de veinte años para publicar la segunda edición de El mundo como voluntad y representación.Era el período de mayor apogeo idealista,al que Schopenhauer se oponía despectivamente,dirigiendo a Fichte,Schelling,Hegel y sus seguidores los más ásperos sarcasmos.Lo define como filosofía de las universidades:una filosofía farisaica que no está al servicio de la verdad,sino de intereses vulgares,y por ello sólo se preocupa en justificar sofísticamente las creencias y prejuicios que resultan útiles a la Iglesia y al Estado.Reconoce cierto ingenio a Fichte y Schelling,aunque mal empleado;pero Hegel es un charlatán pesado y necio,y su filosofía una bufonada filosófica,la más vacía e insignificante cháchara con la que jamás se haya complacido una cabeza de alcornoque,expresada en la jerga más repugnante e insensata que recuerda el delirio de los locos.Y no trató mejor a Schleirmacher,Herbart y Fries.Rechazó asimismo la filosofía cristiana.

            Parte de la distinción kantiana de fenómeno y nóumeno,pero entendiendo por fenómeno apariencia,ilusión y sueño;y por nóumeno la realidad que se oculta detrás de la ilusión y el sueño;sin hacer caso de la doctrina moral de Kant.Para Shopenhauer Kant es el de la Crítica de la razón pura.El camino de acceso al nóumeno que Schopenhauer usa es la voluntad infinita,una e indivisible,independiente de toda individuación.Tal voluntad es pues un principio infinito,de inspiración romántica.Schopenhauer aborrecía la filosofía idealista,pero comparte con Hegel el error de que lo infinito es real,y lo finito apariencia;se diferencian en que Hegel llega a un optimismo que justifica todo lo existente,y Schopenhauer desemboca en un pesimismo que tiende a negar y suprimir la realidad;pero ambos están dominados por la avidez de lo infinito,y descuidan lo individual,que para Shopenhauer es apariencia.Si Hegel identifica la libertad con la necesidad dialéctica,Schopenhauer la niega por contraria al determinismo del mundo fenomenológico.

            La voluntad infinita está interiormente escindida,es discorde y devoradora,desdicha y dolor.Schopenhauer se declara partidario de la liberación de la voluntad de vivir,y halla el camino de esa liberación en el escepticismo.Ve en la filosofía una suma de conceptos abstractos y genéricos,y ni siquiera se propuso emprender el camino de la liberación ascética;permaneció aferrado a la voluntad de vivir.

            El mundo como voluntad y representación comienza con este aserto:el mundo en mi representación.La filosofía moderna,desde Descartes a Berkeley,había aceptado ese principio,que en Schopenhauer significa que su filosofía debía ser idealista.Su representación es abstracta o concreta,pura o empírica,con sujeto fuera del espacio y del tiempo.El materialismo queda excluido al negar el sujeto,que reduce a materia.Y el idealismo de Fichte queda excluido,porque niega el objeto reduciéndolo a sujeto.El mundo externo y fenoménico es para Schopenhauer una representación subjetiva.Y entramos en contacto con el mundo mediante la voluntad de vivir.

            La realidad del objeto se reduce a su acción,y la pretensión de que el objeto tenga existencia fuera de la representación carece de sentido,y es contradictoria.La acción causal del objeto sobre otros constituye toda su realidad,y si se llama materia al objeto del conocimiento,su realidad se agota en la causalidad;y así elimina Schopenhauer toda diferencia notable entre vigilia y ensueño:la vida es sueño,y se distingue de él por su mayor continuidad y conexión interior.La función fundamental de la inteligencia es la intuición inmediata de la relación causal existente entre sus objetos:su causalidad.La inteligencia es así esencialmente intuitiva,en oposición con la razón,que es discursiva,y sólo opera con conceptos abstractos,irreducibles a las intuiciones intelectuales,por cuanto derivan de éstas y las presuponen.El saber es conocimiento abstracto,conceptual,y tiene su fundamento de certeza en la intuición intelectual.

            Espacio,tiempoy causalidad constituyen las formas a priori de la representación,condiciones a las que ha de someterse todo objeto intuido.De ahí la importancia que Schopenhauer concede al principio de causalidad,cuyas distintas formas determinan las categorías de los objetos cognoscibles.En La cuádruple raíz del principio de razón suficiente distingue cuatro formas de principio de causalidad,y cuatro clases de objetos cognoscibles:1)el principio de razón suficiente del devenir regula las relaciones entre los objetos naturales,y determina la sucesión necesaria del efecto a la causa;esta forma delimita las representaciones intuitivas,completas y empíricas de los cuerpos naturales:la planta por estímulos,el animal por motivos;2)el principio de razón suficiente del conocer regula las relaciones entre juicios,y hace depender la verdad de la conclusión de las premisas;esta forma de principio delimita los conocimientos humanos,racionales,verdaderos y propios;3)el principio de razón suficiente del ser regula las relaciones entre las partes del tiempo y el espacio,y determina la concatenación lógica de los entes aritméticos y geométricos;en él se funda la verdad de los conocimientos matemáticos;y 4)el principio de razón suficiente del obrar regula las relaciones entre las acciones,y las hace depender de sus motivos;la motivación es por ello una clase particular de la causalidad,vista desde el interior del sujeto agente.

            Estas cuatro formas de principio de causalidad constituyen cuatro formas de necesidad,que dominan todo el mundo de la representación:la necesidad lógica según el principio de la ratio cognoscendi;la física según la ley de causalidad;la matemática según el principio de la ratio essendi,y la moral,según la cual todo ser humano debe cumplir la acción sugerida por el motivo,cuando este motivo se ha presentado.Esta última forma de necesidad excluye la libertad de la voluntad humana,que de hecho no existe según Schopenhauer.El ser humano,como representación,es solamente un fenómeno,sometido a la ley general de los fenómenos,que es la causalidad de motivación.Pero,como la realidad no se reduce por completo a la representación,que sólo es fenoménica,hay para el ser humano otra posibilidad de considerarse libre,la ligada a la esencia nouménica del mundo y de sí mismo.

            Si el mundo fuese sólo representación se reduciría a una visión fantástica o un sueño inconsciente.Pero es también nóumeno,y el ser humano,como sujeto cognoscente,está fuera del mundo de la representación y de su causalidad.Como cuerpo está dentro de ese mundo,sometido a su acción causal.Pero el cuerpo es dado al ser humano también como voluntad,y los actos y movimientos corporales son efectos de la voluntad en su objetivación;el cuerpo es objetividad de la voluntad,la voluntad convertida en objeto de intuición o representación.La voluntad es así la realidad interna de la que la representación es fenómeno o apariencia.Como cosa en sí la voluntad se sustrae a las formas propias del fenómeno,al espacio,al tiempo y a la causalidad;estas formas constituyen el principio de individuación,porque individualizan y multiplican los objetos naturales.La voluntad que se sustrae a tales formas se sustrae al principio de individuación,y es única en todos los seres.Además,por sustraerse a la causalidad,la voluntad obra libremente,sin motivación,y es por tanto irracional y ciega.Schopenhauer la identifica con las fuerzas que actúan en la naturaleza:la gravedad,el magnetismo,electricidad,estímulo,motivo,etc.,y que en realidad es una única e déntica fuerza:la voluntad de vivir.

            La objetivación de la voluntad en la representación tiene grados,y todo grado es una idea en sentido platónico:una forma eterna o un modelo,una especie,que luego se individualiza y multiplica en el mundo de la representación,por obra del tiempo,del espacio y de la causalidad.La ley natural es la relación de la idea con la forma de su fenómeno.El grado inferior de la objetivación de la voluntad  está constituido por las formas generales de la naturaleza.Los grados superiores son las plantas y animales hasta el ser humano,en los que comienza a aparecer la individualidad verdadera.A través de estos grados la voluntad tiende a una objetivación cada vez más elevada;por eso aparta los grados inferiores del fenómeno,después de haberlos empujado al conflicto con objeto de triunfar sobre ellos y objetivarse en un nivel superior.Todo grado de objetivación de la voluntad opone al otro la materia,el espacio y el tiempo,e implica lucha,batalla y victoras alternantes,tanto en la naturaleza inorgánica como en el mundo vegetal y animal,e incluso entre los seres humanos.En los grados inferiores la voluntad aparece como un impulso ciego,una sorda agitación.En los animales llega a ser representación intuitiva,y cesa su actuación como impulso ciego.En los seres humanos llega a ser razón que actúa por motivos.Pero lo que gana la voluntad en claridad lo pierde en seguridad:la voluntad está expuesta al error,y como guía falla muchas veces en su objetivo.Lo que no impide que haya surgido al servicio de la voluntad,y sea su esclava;de cuya esclavitud puede librarse a través del arte y la ascesis.

            La primera e inmediata objetivación de la voluntad es la idea en el sentido de especie,de esencia universal y genérica.La idea está fuera del espacio y del tiempo,fuera del principio de causalidad en todas sus formas,fuera del conocimiento común y científico;fuera del individuo,que sólo conoce objetos particulares,objetos que son objetivación mediata de la voluntad y las ideas.Los objetos particulares no constituyen una objetivación adecuada y plena de la voluntad.Sólo la idea es objetivación adecuada y plena.Y la idea es sólo conocimiento del arte,obra del genio.Y mientras el conocimiento y la ciencia están prisioneros en las formas del principio de individuación,esclavizados a las necesidades de la voluntad,el arte es conocimiento libre y desinteresado.El genio es la actitud de contemplación de las ideas en su grado más elevado.

            La contemplación estética sustrae al ser humano de las necesidades y deseos con una satisfacción inmóvil y completa.En la contemplación estética las necesidades se interrumpen porque el individuo es en cierto grado anulado.En esto consiste la analogía y afinidad del arte con la anulación de la voluntad debida al ascetismo.Cuando,al elevarnos a la contemplación de la idea,entramos en lucha con los impulsos discordantes de la voluntad,tenemos el sentimiento de lo sublime,que por esta lucha se distingue del sentimiento de lo bello.

            Las diferentes artes corresponden a grados diversos de objetividad de la voluntad,desde la arquitectura,que corresponde a la materia inorgánica,a la escultura,pintura,poesía y tragedia,que es el arte superior.La tragedia revela el conflicto y lucha de la voluntad consigo misma.La música no tiene por objeto ideas.y es también revelación inmediata de la voluntad;es el arte más universal y profundo,el lenguaje universal en sumo grado.

            Todo arte es liberador:el placer que procura es cese del dolor de la necesidad,alcanzada merced al desasimiento del conocimiento.respecto a la voluntad y a su actitud de contemplación desinteresada.Pero la liberación del arte es temporal y parcial;sólo redime por breves instantes y no es un medio de sustraerse a la vida,sino sólo un alivio.El camino de la liberación total es distinto e independiente del arte.

            En el Ensayo sobre el libre albedrío (1840),incluido en los Dos problemas fundamentales de la ética (1841) Schopenhauer se pronunció contra una libertad entendida como libre arbitrio de la indiferencia,pues interpretando a su modo la doctrina de Kant,situó la libertad en la esencia nouménica o inteligible del ser humano.Todo fenómeno está sometido a una de las formas del principio de razón suficiente,por lo que es necesario.Pero el nóumeno escapa a esas formas,y es libertad en el sentido más extenso,libertad como omnipotencia.Es omnipotente por tanto la voluntad,el nóumeno,y también el ser humano.Pero el ser humano es sólo un fenómeno de la voluntad,que es una e indivisible.El carácter empírico del ser humano es puro fenómeno,necesario y determinado;y el inteligible acto voluntario fuera del tiempo,indivisible e inmitable.El carácter inteligible se manifiesta en las acciones y determina la naturaleza del carácter empírico,pero el ser humano no puede escogerlo;es la voluntad quien lo escoge.Al carácter inteligible y empírico se añade después el adquirido,que se forma al actuar,y consiste en la conciencia clara y abstracta del carácter empírico.En todo esto no hay aún libertad.Pero la voluntad es libre y puede promover en el ser humano y para el ser humano su propia liberación,cuando la voluntad llega a conciencia,al claro y exhaustivo conocimiento de su propio ser.Pero Schopenhauer no explicó cómo esta conciencia de la voluntad,su autoconocimiento o autoobjetivación,puede anular o atenazar la voluntad omnipotente.

            La autonegación de la voluntad debe ser pues producto del claro y límpido conocimiento que la voluntad tiene de sí misma.Lo fundamental de este conocimiento es que la vida es dolor,y que la voluntad de vivir es el principio del dolor.Querer significa desear,y el deseo implica ausencia de lo que se desea.Deseo es falta,deficiencia,indigencia,por tanto dolor.La vida se lanza a un esfuerzo constante para vencer al dolor,esfuerzo que resulta vano en el momento en que alcanza su término.La satisfacción del deseo y de la necesidad origina un nuevo deseo o necesidad,de modo que esa satisfacción nunca tiene carácter definido y positivo:el placer es cese de dolor,y por tanto un estado negativo y pasajero.Cuando el aguijón de los deseos y pasiones se hace menos intenso sobreviene el hastío,que es más insoportable que el dolor.La vida es por tanto un continuo oscilar entre el dolor y el hastío.Contra la tesis de Leibniz Shopenhaeuer afirma que este mundo es el peor de los mundos posibles.Sin embargo admite el finalismo en la naturaleza y habla de una finalidad interna por la que todas las partes de un organismo convergen en la conservación del organismo y su especie,y de una finalidad externa que consiste en la relación entre la naturaleza orgánica y la inorgánica,posibilitando la conservación de la naturaleza.No dice cómo se concilia este finalismo con el pesimismo,con la tesis de que nuestro mundo es el peor de los mundos posibles.Observa que el finalismo garantiza la conservación de la especie,no la de los individuos,que son presa,según él,de la incesante guerra exterminadora que la voluntad de vivir lleva consigo.Pero es obvio que un número determinado de individuos tiene que salvarse para que se conserve la especie,y por tanto la salvación de esos individuos debe formar parte del finalismo.

            Por lo que respecta al mundo de la historia el pesimismo de Schopenhauer es más coherente.Afirma que la verdadera filosofía de la historia es saber que la historia repite siempre la misma trama bajo diferentes nombres.Este único cho es el moverse,el actuar,el sufrir,el destino del género humano:mucho malo,poco bueno.La única utilidad de la historia es por tanto ofrecer al género humano conciencia de sí mismo y de su destino.

            El fundamento de la ética de Schopenhauer es la continua laceración que la voluntad hace de sí misma,laceración que en el individuo es contraposición e insurrección de necesidades,y fuera del individuo contraposición que la voluntad tiene de vivir escindida y discorde en los diversos individuos.Sólo tiene un remedio:reconocer la unidad fundamental de la voluntad en todos los seres,y considerar a los demás iguales a nosotros.El hombre malvado es atormentador y atormentado;por ensueño ilusorio se cree independiente y libre de su dolor.El remordimiento temporal o la angustia permanente,que acompañan a la maldad,son la oscura conciencia de la unidad de la voluntad en todos los seres humanos.Toda maldad es injusticia,desconocimiento de esta unidad.Toda bondad es justicia,reconocimiento de esta unidad.Pero la justicia es el primer grado de aquel reconocimiento;el grado superior es la bondad,que es amor desinteresado a otros.Cuando este amor es perfecto consigue que el otro y su destino sea parejos a nosotros y a nuestro destino.Así entendido el amor es compasión,conocimiento del dolor ajeno,en el que ve el suyo,porque reconoce en los otros su íntimo yo.Pero el fin primario de sus Problemas fundamentales de la ética es mostrar la carencia de libertad de la voluntad humana.

            Esta liberación es la ascesis.Por ella la voluntad cambia de dirección,no afirma ya su propia esencia,reflejándose en el fenómeno,sino que la rechaza.Ascesis es horror del ser humano ante el ser del que es expresión su propio fenómeno,ante la voluntad de vivir.El asceta deja de amar la vida,es indiferente a todo.El primer estado de la ascesis es la castidad,que nos libera de la voluntad de vivir,del impulso a la generación.

            La primera exigencia de la ascesis es por tanto librarse del impulso sexual,de la castidad.La resignación,la pobreza,el sacrificio y todas las manifestaciones del ascetismo tienden a liberar la voluntad de vivir de su propia cadena,romperla y anularla.Schopenhauer busca la confirmación de esta tesis en la filosofía india,en el budismo,en los místicos cristianos.Y ve en la supresión de la voluntad de vivir el único acto verdadero de libertad que es posible al ser humano.El suicidio no sirve para este fin,porque es afirmación de la voluntad:el suicida quiere la vida,aunque está descontento de las condiciones en las que le ha tocado vivir.Destruye pues su vida,pero no la voluntad de vivir.Lo que resta después de la supresión completa de la voluntad es la nada para todos los que están aún llenos de voluntad.Pero para los que la voluntad se ha apartado y ha renegado de sí misma la vida es la nada.Schopenhauer se opone al panteísmo y al teísmo.El mundo puede ser optimista,pero el de Shopenhauer es sólo negación.En cierta ocasión afirmó que la conciencia es una mezcla de respeto humano,superstición,prejuicios,vanidad y costumbre.Su filosofía es por tanto 1)una quinta parte de Kant (el mundo como representación);2)un quinto del romanticismo de Schelling (el mundo como voluntad);3)un quinto de sabiduría primitiva (negación del mundo);4)un quinto de empirismo inglés (ataques a la metafísica clásica),y 5)un quinto de platonismo.

            Schopenhauer fue un resentido,un egoísta,que afirma que hay sólo tres instintos en el obrar humano:el egoísmo,que quiere el bienestar propio,y es ilimitado;la malicia,que quiere el mal ajeno y llega hasta la más extrema crueldad,y la compasión,que quiere el bien ajeno y llega hasta la nobleza y la magnanimidad.Sólo este tercer instinto es moral,y constituye el fundamento de la ética.

http://rgonzalo.blogdiario.com/admin/archivos/smile.gif http://rgonzalo.blogdiario.com/admin/archivos/mad.gif http://rgonzalo.blogdiario.com/admin/archivos/tongue.gif http://rgonzalo.blogdiario.com/admin/archivos/wink.gif http://rgonzalo.blogdiario.com/admin/archivos/frown.gif http://rgonzalo.blogdiario.com/admin/archivos/redface.gif http://rgonzalo.blogdiario.com/admin/archivos/rolleyes.gif http://rgonzalo.blogdiario.com/admin/archivos/cool.gif

 

 

           

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: