Hechos religiosos

España,plurinacional (XXV)

España,plurinacional
XXV.- El primer bienio republicano (3)

En 1933 comenzaron a escindirse los partidos y sindicatos que habían estado unidos contra la monarquía:Macià,los anarquistas,la CNT,etc.Azaña ordenó reprimir con severidad las insurrecciones anarquistas,pero nadie cree muy anarquistas a los once campesinos que la Guardia de Asalto republicana asesinó en el pueblo gaditano de Casas Viejas,después de haber abrasado en una chabola a una familia que hacía resistencia.
Los socialistas sólo habían apoyado a quienes servían como paso a una revolución social,que aboliera la propiedad privada y eliminara progresivamente la religión,y en el verano de 1933 un sector principal del PSOE optó por romper con los republicanos,marginando al sector de Besteiro.
La derecha también se había escindido,en la primavera de 1933,en la CEDA (Confederación Española de Derechas Autónomas),bajo la dirección de José María Gil-Robles,Acción Española,monárquicos al mando de Calvo Sotelo,y los carlistas,sin liderazgo fuerte.Apareció también Falange Española a finales de año,dirigida por José Antonio Primo de Rivera,hizo de don Miguel.Y ya sabemos que existían también las JONS (Juntas de Ofensiva Nacional Sindicalistas),dirigidas por Ramiro Ledesma Ramos.
Sucesivas derrotas electorales obligaron a Alcalá-Zamora a sustituir a Azaña por Lerroux al frente del gobierno,en septiembre de 1933.Pero,boicoteado por las izquierdas,hubo de dimitir en octubre,y se formó un gobierno de centro izquierda,presidido por Martínez Barrio,encargado de convocar elecciones para noviembre.
Después del Estatuto los partidos no nacionalistas se habían casi esfumado del Parlament de Catalunya,en el que Ezquerra poseía 52 escaños,16 la Lliga,y todos los demás partidos 7.Todos se sentían pues nacionalistas,pero sólo había votado el 60 % del electorado,y por tanto el pueblo no era tan nacionalista.Los anarcosindicalistas rechazaban además a Ezquerra,y la Lliga era autonomista.La mayoría de los votantes tampoco era separatista,y por tanto Ezquerra Republicana de Catalunya se limitó a gerenciar el Estatuto,recibiendo los traspasos de orden público y justicia,y dependiendo de la Generalitat la Guardia Civil.Como los gobernadores civiles y las provincias catalanas habían desaparecido de hecho,Barcelona ejercía un robusto centralismo,que no gustaba a todos.Y como su ayuntamiento era corrupto,L´ópinió se escindió de Ezquerra,y fundó el Partit Nacionalista Republicà d´Ezquerra,presidido por Lluhí.En un solo año hubo tres crisis de gobierno en la Generalitat,y proliferaban las huelgas.Por lo que la Lliga recuperó buena parte del prestigio que había perdido.
En las Vascongadas el PNV siguió sabiniano,exhibiendo expedientes de hidalguía y limpieza de sangre,y afirmando que había existido antaño una democracia vasca única en el mundo,sin plebe,dotada de una constitución social y política racial.Unamuno era tenido por ignorante entre los nacionalistas,pues no embaucaba a los vascos iluminados por Arana.La propaganda del partido remachaba la superioridad de los vascos,y Lucio de Arakil instruía:al enderezar nuestro patriotismo hacia Dios luchamos por Él cuando luchamos y sufrimos por Euzkadi.Arana era ahora comparado con Judas Macabeo,bajo cuya guía brillaban las espadas y los escudos,se despreciaba la muerte;se despreciaba la vida;se cerraban los ojos ante los ingentes ejércitos del opresor.No sería pues la derecha española la que marcara la ruta a los sabinianos,por lo que rechazaron coaligarse con la CEDA.


Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: